martes, 06 diciembre 2016
20:49
h. Última Actualización
CNE

El centro de mando no frena la ‘desconfianza’

El CNE busca mecanismos para acercarse a las organizaciones Los auditores se desmarcan de la elaboración del registro

18 oct 2016 / 00:02

Un nuevo intento para demostrar transparencia. El Consejo Nacional Electoral (CNE) entregó ayer a las 16 organizaciones políticas, de carácter nacional, las oficinas del centro de mando y control electoral, en Quito.

El objetivo: que los movimientos y partidos estén más cerca de los departamentos de fiscalización y control del gasto electoral, promoción y participación política que funcionarán en esta área, ubicada en el norte de la capital.

¿Esta cercanía aumenta la confianza en el organismo electoral? Ángel Orna, secretario de Unidad Popular (UP), dijo que no necesariamente. Él recibió ayer la oficina que tiene dos escritorios y dos sillas. El resto del mobiliario correrá por cuenta de las organizaciones.

“Que nos proporcionen este espacio físico es una buena iniciativa. Pero la transparencia va más allá y lo que necesitamos es más acceso a la información. Ese aspecto es una de las debilidades del proceso de 2017”, dijo Orna a EXPRESO.

Justamente, esa supuesta falta de acceso a la información motivó a que cuatro auditores acreditados por los partidos emitan, ayer, una carta con un pedido específico: que el CNE informe al país que el registro electoral, que será usado en febrero, se elaboró sin su participación ni conocimiento.

Les preocupa que no se hayan corregido los casos de ciudadanos con doble número de cédula, personas de más de 100 años que todavía votaban, cédulas con nombres XXX, contó, entre otras novedades, José Cabrera, delegado informático del Partido Social Cristiano (PSC) y uno de los firmantes de la misiva.

“Dicen que sí se tomó en cuenta esos casos al momento de hacer la depuración, pero a nosotros no nos consta y como no tuvimos acceso al registro que se aprobó, no podemos avalarlo”, aseguró el técnico a este Diario.

La respuesta de Juan Pablo Pozo, presidente del CNE, llegó vía Twitter. Pidió que no se tergiverse el rol de los técnicos. Según el funcionario, los delegados presentaron sus informes pero no son los responsables ni los encargados de elaborar el registro.

A LA CARTA