lunes, 20 febrero 2017
15:18
h. Última Actualización

El Alcalde de Quito denunciará ante la OEA una presunta “persecución política”

En Washington pedirá al Departamento de Justicia que difunda la información “completa” sobre la supuestas prácticas irregulares de Odebrecht.

10 ene 2017 / 16:34

El alcalde de Quito, Mauricio Rodas, denunciará ante la Organización de Estados Americanos (OEA) lo que considera una “persecución política” en un caso que se investiga sobre sobornos supuestamente cometidos por la brasileña Odebrecht, integrante de un consorcio que construye el metro de Quito. El burgomaestre dijo que acudirá ante instancias de la OEA que vigilan el respeto a los derechos humanos y la limpieza de los procesos electorales para “denunciar estos hechos de persecución política que, como un elemento de distracción, como una cortina de humo, están contaminando el proceso electoral” del 19 de febrero.

Agregó que en Washington, donde viaja este 10 de enero, pedirá al Departamento de Justicia que difunda “de la manera más pronta posible” la información “completa” sobre la supuestas prácticas irregulares de Odebrecht en Ecuador. El pasado 21 de diciembre se conoció información procedente del Departamento de Justicia de EE.UU., según la cual la empresa brasileña pagó aproximadamente 788 millones de dólares en sobornos en 12 países de Latinoamérica y África.

El informe del Departamento de Justicia indica que en Ecuador, entre 2007 y 2016, Odebrecht presuntamente hizo pagos corruptos por más de 35,5 millones de dólares a “funcionarios del Gobierno”, lo que le generó unos beneficios de más de 116 millones de dólares. El Alcalde indicó que en su viaje, junto a Gastón Velázquez, presidente en funciones de la Comisión Metropolitana Quito Honesto, entregarán en el Departamento de Justicia un documento en que expresan el “enorme interés” de que revele información “completa” sobre las actividades de Odebrecht, para “esclarecer toda la verdad”.

Se lamentó de que a pesar de que en el documento del Departamento de Justicia “no existe ninguna mención” ni al Municipio de Quito ni al contrato del metro, “curiosamente el Gobierno nacional, al día siguiente de la difusión de ese documento, ha pretendido distraer la atención y tratar de generar sospechas frente a la municipalidad”. Asimismo, consideró que “el Gobierno trata de generar una vinculación” entre un proceso judicial en materia tributaria de un ciudadano particular, detenido este mes, con el contrato del Metro de Quito.

Subrayó que ello es “una maliciosa vinculación que se configura, claramente, en una persecución política, en una cortina de humo, un elemento de distracción frente al actual período electoral”. Ayer (9 de enero), Rafael Correa señaló que se espera que EE.UU. publique “rápido nombres de corruptos con pruebas pertinentes. Sin embargo, en Ecuador investigaciones avanzan. Ha sido detenido Mauro T. Todos saben que es el poder tras el poder en Municipio de Quito”, escribió en Twitter.

“Ha tenido depósitos millonarios en sus cuentas, sin registrar ingresos al SRI. Coincide con fechas de contratación del metro. Cuando hay asesores ‘ad honorem’, enseguida hay que prender alertas”, publicó. Rodas aseguró que Mauro T. no es funcionario municipal, aceptó que ha valorado sus criterios estratégicos en el campo político y jurídico, y se mostró “sorprendido” de que se trate de vincular un proceso judicial particular con el contrato con el metro.

Recordó que Odebrecht trabaja en consorcio con la española Acciona en la construcción de la fase II del metro con un contrato cuyo análisis comenzó en la administración anterior, que se suscribió en la suya, en 2015 por, 1.538 millones de dólares, y al que definió como el “más vigilado en la historia del país”. “Ha contado con la participación, el control permanente de los cuatro organismos multilaterales que financian el proyecto: el Banco Mundial, el Banco Europeo de Inversiones, el Banco Interamericano de Desarrollo, la Corporación Andina de Fomento”, comentó.

Rodas opinó que “resulta inaceptable que, de manera maliciosa, el Gobierno Nacional pretenda vincular una investigación en materia tributaria de un ciudadano particular, por hechos que habrían ocurrido desde el 2010, con el contrato del Metro de Quito”. Según Rodas, su administración no celebró un contrato con Odebrecht sino con el consorcio Acciona-Odebrecht que, en septiembre pasado, solicitó autorización para ser reestructurado con la salida de la empresa brasileña, asunto que está a la espera de la aprobación de los cuatro organismos multilaterales, dijo.

A LA CARTA